viernes, 11 de enero de 2013

Escenas míticas del cine (I)


 
 
Una de esas escenas míticas y cumbre en la historia del cine, es para mi en el comienzo de El Padrino I, de Francis Ford Coppola que dirige magistralmente en 1972, basada en la novela de Mario Puzo.
La película que comienza con la boda de la hija del Padrino, Connie, tiene su primera y mítica escena cuando Amerigo Bonasera (Salvatore Corsitto) visita a El Padrino (Marlon Brando) pidéndole justicia por la paliza recibida por su hija. Amigos desde hace años, ambos se habían distanciado, pero al suceder esto acude a Don Vito Corleone, para que los que pegaron a su hija y salieron sin condena, paguen por ello.
 
Memorables momentos en los que El Padrino le dice a Bonasera que sólo se acuerda de él cuando le falla la policía, o cuando alguien mancilla el honor de su hija, que no ha mantenido la amistad porque no quería meterse en líos, a lo que Don Vito le termina sentenciando que los enemigos de sus amigos, se convierten en sus enemigos. El arrepentimiento de Bonasera besando la mano de Don Vito, sirve de reconciliación entre ambos. A partir de ahí habla con Tom Haggen (Robert Duvall) abogado de la familia para encargarle de designar a los que solucionarán ese tema, mientras Santino "Sonny" Corleone (James Caan) observa la escena en silencio.
 
 
Disfrutad de la escena.
 


4 comentarios:

  1. El padrino! Qué pasada de peli!! :P
    Para mí la mejor sin duda es la primera. La segunda la sigue, pero la tercera ya me queda más lejos.. salvo por esa escena final en las escaleras y el momento del baile con la hija. ay ay ahora me han entrado ganas de reverlas!!

    Un abrazo y buen finde que ya casi está a tocar!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Anna K.: Pues mira, la primera es enorme, con momentos excelentes de gran cine, pero he de admitir que para mi la mejor es la segunda, cuando un jóven Vito interpretado por Robert De Niro en ese flashback mítico te muestra como se hace El Padrino desde sus inicios, y además hay temas muy importantes en la 2 como la muerte de Fredo, la constatación de Michael como padrino total y su reinado... obra maestra.
      Y ojo la 3 es para mi un peliculón, el único problema que tiene es que la sombra de las 2 primeras es muy alargada, pero le da mil vueltas a cualquier otra película del género.

      Besos y bun finde para ti también.

      Eliminar
    2. Sí, el problema de tener unas predecesoras potentes es ése, que la comparación es con ésas y no con el resto del género.
      No sé, la primera y la segunda están ahí ahí. Es como intentar quedarse entre Joan Crawford o la Davis. Imposible.

      Eliminar
  2. Anna K.: En efecto, pero si recuerdas hay dos escenas en la tercera parte, que son de lo mejor del cine de todos los tiempos, la que tu comentas de las escaleras del teatro, y esa cuando a Michael Corleone le da una subida de azúcar y dice: "Creía que estaba fuera y me vuelven a meter dentro..."

    Besos.

    ResponderEliminar