sábado, 17 de noviembre de 2012

Mejores escenas cómicas del cine (III)


 
 
En 1937, los Hermanos Marx (ya reducidos a trío) Groucho, Harpo y Chico, protagonizan Un día en las carreras, una película extraordinaria que contiene algunas de las escenas cómicas más grandiosas de la historia del cine.
 
La propietaria de un hospital (Maureen O'Sullivan) está casi en la quiebra económica, por lo que depende del dinero de una millonaria (Margaret Dumont) o ceder el negocio a algún magnate que alivie su situación. En esas, aparecen los Hermanos Marx, encabezados por Groucho, veterinario que se hace pasar por doctor para ayudar a mantener en el hospital a la ricachona hipocondríaca.
 
Me quedo con la escena del reconocimiento médico a Harpo. La llegada de Groucho es espectacular, dejando en el perchero la cinta con el espejo, y mientras la secretaria le dice si puede dar el visto bueno a un papelote, a lo que Groucho contesta que "Estoy muy ocupado, le pondré ahora el visto y venga después a por el bueno..." a partir de ahí no tiene desperdicio, y la genialidad de los tres se hace patente.
 
 
Disfrutad de esta fantástica escena cómica.
 

4 comentarios:

  1. Hom-bre. Esto es lo mejor de lo mejor en esta materia, mon amie: Los señores de la Fantasía, inasequibles al paso de los decenios.

    Rock On!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tyla DeVille: Ja, ja, ja... los Reyes de la comedia, sin duda alguna. Los Señores de la Fantasía, qué buena definición, me quedo con ella.

      Un abrazo.

      Eliminar
  2. Rompieron con todo lo establecido. Eran geniales.
    Saludosssssssss

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Babelain: Rompieron con todo porque eran geniales, y la genialidad es eso.

      Un abrazo.

      Eliminar