domingo, 23 de marzo de 2014

Death Proof (2007)

Cartel del film


Quizás estemos ante la película menos reconocida de la filmografía de Quentin Tarantino, pero  que para mi, es un enorme film. La película es un tributo a los muscle cars y los géneros de exploitation y slasher de los año 70. Para ello, Quentin escribió y dirigió el film, y su amigo Robert Rodríguez le ayudó en la producción, y las dividieron en dos, una ésta y la otra Planet Terror que dirigió Robert. Una de las cosas que más me gustaron la primera vez que la vi, fue como recuperó el director para este film a un actor un tanto denostado en los últimos tiempos como Kurt Russell, que la verdad lo borda, interpretando a un psicópata especialista (Doble Mike) que asalta chicas jóvenes antes de asesinarlas con su coche "A prueba de muerte". Con su look retro de los años 70, una cicatriz en el lado izquierdo de la cara que le atraviesa verticalmente la misma, conduce su muscle car, recordando su época de doble de acción de pelis de Hollywood, especializado en escenas peligrosas, su presencia y carisma encandilan.



La primera parte del film trata del encuentro entre el protagonista y las chicas que realmente provocan la trama. Tres amigas, Arlene (Vanessa Ferlito), Shanna (Jordan Ladd) y Jungle Julia Lucai (Sydney Tamiia Poitier) conducen a Colorado St, Austin, Texas, para celebrar el cumpleaños de Jungle Julia, sin notar que son vigiladas y acechadas. Paran a tomar una copa en el Bar Taco Güero. En el bar las chicas se encontrarán con Pam (Rose McGowan), una enemiga de la infancia de Jungle Julia, mientras ésta es estudiada por Doble Mike que también está curiosamente en el mismo Bar.

Kurt Russell

La segunda parte de la película, se traslada a 14 meses después cuando Mike encuentra a otro grupo de chicas, con las cuales llevar a cabo sus planes, aunque en ese caso, la jugada le va a salir bastante diferente. Guión diseccionado en dos mitades, con guiños y diálogos muy tarantinianos, y con una cosa recurrente en algunos films del genio, y es que él mismo aparece como actor. Ahí, en esa segunda parte Zoë Bell entra en acción, una doble especialista en acción (con la que ya trabajó en Kill Bill) que se interpreta a si misma. Bell encarnará el triunfo femenino sobre el macho.


Si en ‘Kill Bill’ quería probarse como director de acción, ahora quería darle una vuelta de tuerca más y quería rodar al más puro estilo de los setenta, con coches rugiendo, ausencia de soundtrack y CGI para darle protagonismo a la adrenalina, los coches y donde los especialistas del cine de acción entran en juego. Pero como es inevitable en Tarantino, le sale una banda sonora otra vez envidiable, con temas rescatados para la ocasión de T-Rex, Willy Deville, etc...



Disfrutad de esta denostada película (en versión original subtitulada), a la que se le acusa de falta de ritmo, pero que a mi me parece que está contada al paso que quiere el director.


2 comentarios:

  1. !Hola,Savoy!

    La he visto,y a mi me gusto.El momento del cazador cazado fue magnifico.Este registro de rusell no lo había visto nunca,pero me agrado mucho su papel.Las actrices están increíbles,son esa mala leche que sacan cuando son atacadas jajaja.
    Me ha encantado volver a recordarla.Muchos besitos,savoy.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Cristal_Azul: Pues coincidimos entonces. La historia es como dice el refrán, pero Kurt está excelso. Y todas las chicas están bien, la hija de Sydney Poitier... todas.

      Besos.

      Eliminar